Hoy empieza la Revolución.

atlante

 

Sí, hoy os voy a dar unos consejos muy útiles para llevar a cabo esa Revolución Nacional que todos queremos para nuestra Patria. Vamos a allá:

  1. La mayoría no cree en nada. Bien, no seas pues como la mayoría. Se que es muy seductor colgarte un Martillo de Thor y que la Serie Vikingos visualmente es atractiva. Pero tus ancestros eran de aquí. De España. Busca una iglesia (cuanto más antigua mejor), entra en ella y medita unos minutos. Es un buen primer paso. Hazlo más veces. El resto lo hará Dios. ¿Sabes que significa eso de Dios con Nosotros?. Pues que vas a ir a por todas, venciendo miedos y con la certeza de una victoria segura. En serio, el hombre más temible es aquel que supera su miedo a la muerte. Eso te lo da Cristo y no la New Age.
  2. Tu casa o tu habitación puede que estén algo desordenadas. Pues dedícale unos minutos cada día y ponla en ese orden en el que te gustaría ver a tu país. Se limpio y ordenado. No seas un puñetero orco ni vivas en una cloaca.
  3. ¿Eres de los que vive para que llegue el fin de semana y ponerte ciego de alcohol, pastillas y a saber Dios de que más?. No se. ¿Te imaginas a Ramiro o a José Antonio o a Degrelle colgados por “sustancias”?. Pues deja de adorarlos, ponte a imitarlos y deja de profanar tu cuerpo con mierda. Tu cuerpo es el templo de tu alma. No lo olvides.
  4. ¿Piensas en el futuro?. Genial. Tus estudios son importantes. De ello depende que encuentres un buen trabajo. Recuerda, quizá no puedas ser General, pero puedes llegar a ser el mejor sargento del mundo. Lo dicho, fórmate en tus estudios.
  5. Y hablando de futuro, ¿tienes novia?. ¿Has pensando en formar una familia propia?. Pues créeme. La mujer de tu vida y la madre de tus hijos raramente la vas a encontrar en tugurios nocturnos. No es que yo tenga prejuicios. Es que todos lo sabemos o lo intuimos. Si por el contrario piensas ser un eterno adolescente, irresponsable y vivir solo para la juerga, tienes un problema. La vida es otra cosa. Y si no lo aprendes por las buenas, lo harás por las malas.
  6. ¿Que bases ideológicas tienes?. Es importante que leas y aprendas nuestros referentes ideológicos. Incluso los de nuestros enemigos. Por que hay que estar al quite de cualquier discusión. Conoce a fondo la Historia de España y la de los pueblos que la forman. Que sepas por ti mismo quien eres, de donde vienes y a donde vas. Si no lo haces, otros lo hará por ti. Y serás un mamífero más pegado a un móvil, como tantos que vemos por la calle.
  7. Respecto a la ideología, no te compliques. Huye de etiquetas. Se tú mismo. Pero te recomiendo que dado que piensas como español, profundiza en lo español. Quiero decir, Mishima tiene cosas maravillosas, pero en conjunto te darás cuenta de que era japonés. En cambio si aprendes del Tradicionalismo español o de los Nacional Sindicalistas españoles, tus ideales serán mucho más robustos. Un buen punto de partida puede ser también el Nueva Ética Revolucionaria de Pedro Varela.
  8. No vistas como un punky. Viste con decoro, con austeridad y limpieza. Tu imagen es lo primero que ven los demás. No sigas las modas del sistema. Se austero y sobrio. Y siempre que puedas, elegante. Además es algo que te ayudará con las mujeres sanas (las que tienen la cabeza bien amueblada), que son las que te interesan como compañeras y madres de tus hijos.
  9. Te he dicho que tu cuerpo es el templo de tu alma. Pues para que tu alma se mantenga sana, no la guardes en un basurero. Aparte de mantenerte limpio de las drogas del sistema, intenta estar en forma. Lo que implica comer lo más sano posible y hacer un mínimo de ejercicio físico diario. No hace falta que te pongas cachas en el gimnasio si no quieres. Pero unas flexiones al día y un poco de carrera hacen maravillas. En serio. Interiormente te sentirás mucho mejor. Y si mientras haces ejercicio, haces meditación (vuelta al punto 1), será una actividad deportiva y mental completas. Algo difícil de conseguir en un gimnasio, pero más sencillo en plena Naturaleza. Por otro lado, tendrás que mantenerte en mejor forma física que los orcos que un día quisieran agredirte. Si estás podrido como ellos, te será difícil defenderte con eficacia.
  10. ¿Y para que todo este rollo?. Pues sencillamente para que empieces tu Revolución por donde debes empezarla. O sea, por ti mismo y contigo mismo. Nadie empieza una casa por el tejado. Y el ser revolucionario es precisamente una manera ser. Condición indispensable para edificar algo sólido. Esto no lo encontrarás subiendo fotos de banderitas, escribiendo Arriba España o compartiendo cualquier tontuna en tu red social. Está muy bien usar Internet para la comunicación y la propaganda, pero hechos son amores y no buenas razones. Milita o ayuda y si no puedes hacer nada de esto, quítate de en medio y no jorobes a los que sí lo hacen. Y ante todo recuerda, la Revolución empieza por ti.

 

*(Todo esto es válido para hombre y mujeres)

Anuncios